Maluma lloró emocionado tras comprar su propio avión. Sólo él sabe lo largo que ha sido su camino

Para un chico que vino de una familia humilde de Medellín, un avión propio parecía un sueño imposible de cumplir.

Nadie más que Maluma y su familia saben lo difícil que fue llegar a la fama, y lo ardua que fue su ruta al estrellato. Proveniente de un hogar humilde de Medellín (Colombia), ni él ni su familia tenían demasiados recursos, además de vivir en un país en donde la brecha entre pobres y ricos es bastante alta.

Pero gracias a su talento y carisma, el cantante de música urbana supo aprovechar las oportunidades que la vida le ofreció y logró sacarse adelante a sí mismo y a su familia a punta de hits radiales y contratos discográficos.

En todo caso, Maluma nunca olvida su origen ni su lucha, así que es lógico que se emocione cuando consiga logros que son importantes para él… tal como este jet privado que acaba de comprar. Cuando lo vio por primera vez, no pudo evitar echarse a llorar de emoción. Veamos el registro a continuación, cortesía de El País:

En el video se puede ver cómo este jet, pintado de negro y con una característica corona real en su cola —uno de los símbolos distintivos de Maluma—, aparece campante sobre el suelo del aeródromo. Maluma solo llora, acordándose de su lucha y agradeciendo a la vida por todas las oportunidades que le dio.

Mediante este video, el mensaje del colombiano a sus seguidores es muy sencillo y potente a la vez: por muy difíciles que parezcan sus metas y aspiraciones, hay que seguir trabajando para lograrlas, sin importar lo que digan los demás.