Kulfas destacó el diálogo para acordar precios pero también habló de «estafas»

El ministro se refirió a las compañías -en especial del rubro alimenticio- «que están haciendo estafas al consumidor, porque aumentar un gramo un producto y querer cobrarlo 50% más, no sé cómo quieren llamarlo, pero yo lo llamo estafa».

Garantizar una canasta de productos a precios accesibles

Garantizar una canasta de productos a precios accesibles

El ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, aseguró que el Gobierno continuará el diálogo con empresas alimenticias para garantizar una canasta de productos a precios accesibles, sin resignar la aplicación de leyes como la de Abastecimiento y de Defensa del Consumidor.

«Nunca el diálogo invalida las herramientas del Estado» que sirven para proteger a los sectores más vulnerables, dijo Kulfas esta tarde en declaraciones a Radio del Plata.

El funcionario enfatizó que desde el Gobierno «todo el tiempo estamos dialogando» con los empresarios, «pero en enero, cuando detectamos que no había aceite en los supermercados, fuimos, investigamos, y los imputamos, y van a tener que pagar multas por lo que hicieron, cuando se determine lo que pasó».

Kulfas también se refirió a las compañías -en especial del rubro alimenticio- «que están haciendo estafas al consumidor, porque aumentar un gramo un producto y querer cobrarlo 50% más, no sé cómo quieren llamarlo, pero yo lo llamo estafa».

No obstante, el ministro dijo que «hay de todo» en el mundo empresario, y que «esto es un proceso muy complejo, muy heterogéneo, (en el que) no todos hacen lo mismo».

En ese marco de diálogo y búsqueda de acuerdo, también «aplicamos la ley de Abastecimiento, la ley del Defensa del Consumidor, que vamos a seguir conversando sin resignar ninguna de estas herramientas», agregó.

Reconoció que en este proceso de búsqueda de acuerdo en materia de precios, «hay tensión, hay mucha gente preocupada por su interés sectorial», mientras que en el Gobierno «nosotros estamos preocupados por los sectores más vulnerables, por el 42% de pobres que hay en Argentina, lamentablemente, después de varios años de una economía que iba en sentido contrario al crecimiento y además, con el problema del coronavirus el año pasado».

«La preocupación es que podamos garantizar una canasta de productos a precios accesibles, que podamos tener, con el sector de la carne, una actividad productiva pujante, que podamos exportar muchísimo más, pero garanticemos que el mercado interno esté abastecido, por eso hemos planteado la política del ‘troceo’, es decir que la carne ya venga cortada desde los frigoríficos entonces poder dirigir con más eficiencia cada corte de carne, para que se logren cortes populares», aseguró.

«Todo esto genera muchos ruidos porque hay sectores que hacen las cosas mal, porque hemos detectado que subfacturan exportaciones, que trabajan en negro», subrayó el ministro.

«El que trabaja mal, está bien que se preocupe, pero el que trabaja bien, dentro de la ley, con trazabilidad, cuidando la sanidad animal, preocupado por la calidad de la exportación y por abastecer el mercado interno, esos no van a tener ningún problema, es más, les va a ir muy bien en los próximos años», concluyó Kulfas.

fuente: telam